Descubren una nueva especie de culebra de “dos cabezas” en Brasil. Con foto.


Un grupo de investigadores brasileños describió y catalogó una nueva especie de anfisbenio ( “Amphisbaenia”), como son conocidas las llamadas culebras de dos cabezas o culebrillas ciegas, informó el día 28 el portal de noticias G1. Este tipo de reptil poco conocido de la familia de los Lepsternon, por vivir la mayor parte de su vida bajo la tierra, carece de patas como las serpientes y tiene los ojos poco desarrollados, por lo que a veces es difícil distinguir cuál es la cabeza y cuál es la cola.

Imagen de una culebra de la misma familia Amphisbaenia

Imagen de una culebra de la misma familia Amphisbaenia

Las Amphisbaenia, de las que se conocen cerca de 190 especies en Africa y Suramérica, parecen con lombrices de tierra y tienen cabezas macizas que les dan gran capacidad para excavar. La nueva especie brasileña, bautizada como Leposternon cerradensis,fue descubierta casualmente debido a las excavaciones realizadas por una empresa para construir una hidroeléctrica en el estado de Goiás(centro del país) en medio del Cerrado (sabana brasileña), el segundo mayor ecosistema de Brasil después de la Amazonía.

La nueva especie fue descrita por investigadores de la Pontificia Universidad Católica (PUC) del estado de Río Grande do Sul y de la Universidad Federal de Goiás en un artículo publicado en la última edición de la revista científica “Zootaxa”. “Estos animales no aparecen mucho en regiones calientes. Es más fácil hallarlos en los lugares en que hace frío durante el invierno debido a que buscan la superficie para calentarse. Pero las obras para construcciones o para plantíos están revelando con más frecuencia estos animales en el Cerrado”, afirma la bióloga Siria Ribeiro,investigadora de la PUC y una de las autoras del artículo. Los otros autores del artículo fueron los biólogos Alfredo Santos, también de la PUC, y Eilliam Vaz-Silva, de la Universidad Federal de Goiás.

Los investigadores admitieron aún no tener datos precisos sobre la profundidad en que habita la nueva especie, su dieta o su distribución geográfica. Vaz-Silva, que trabaja en la región, fue el encargado de recoger los ejemplares encontrados durante la excavación para la hidroeléctrica. “Cuando me envió las fotografías inmediatamente noté que se trataba de una especie nueva debido a que morfológicamente es muy diferente de otras especies de Leposternon”, según Ribeiro.

De acuerdo con la bióloga, la nueva especie tiene un formato especial en la cabeza que le permite funcionar como pala y excavar túneles. Sus principales diferencias con respecto a especies de la misma familia están en las escamas de la cabeza, en el número de anillos dorsales y ventrales y en los anillos de la cola. “Aún no sabemos mucho sobre el animal, pero el Leposternon cerradensis comparte con las demás especies que tienen poros la ausencia de un color oscuro. Su color es rosado”, agregó.

Fuente: Pueblo en Línea

About these ads