Bebé prematuro regresa a la vida a pocas horas de ser enterrado


Podría parecer una noticia escalofriante o morbosa, pero cuando uno observa desde otro punto de de vista como la de los padres, es una noticia feliz y maravillosa. Al parecer un bebé mexicano que fue declarado muerto, regreso a la vida en el interior de su ataúd a pocas horas de su entierro.

La madre del bebé sujeta su certificado de defunción

La joven y prematura madre de tan sólo 17 años Dafne Marisol Hernández se disponía a despedirse de su hija, que había muerto varios días después de ser alumbrada con un parto prematuro, cuando escucho unos extraños ruidos en su interior. Al abrir la caja, cual no fue su sorpresa que su hija se encontraba en el interior viva y llorando. “Fue en ese momento que nos dimos cuenta que estaba viva. Había movimiento extraños y ruidos en el interior del ataúd donde lo habían colocado para ser enterrado, por eso lo abrí”, expreso la madre a los diarios locales.

Según contaron los médicos, las posibilidades de supervivencia del bebé siempre fueron escasas. Hernández había sido trasladada al Hospital de Pachuca cuando rompió aguas, pero en ese momento solo tenía 24 semanas de las 36 normales, por lo que el bebé nació prematuro, por parto inducido y con sólo 1,3 kilos de peso. Varias horas después del parto y en observación los médicos trataron de salvar a la criatura, pero no encontrando indicios de pulso o respiración, lo declararon fallecido.

Adolfo Martínez, director del Hospital ha declarado que, “el caso es muy extraño e inexplicable. No sabemos cómo fue posible que la respiración y el pulso pudieran regresar, sobre todo después de que pasará unas cuatro horas en la morgue, un lugar de muy bajas temperaturas lo que de por sí para un bebé prematuro es prácticamente mortal, por lo que no es normal que haya sobrevivido, pero nos alegramos de que así fuera”.

Anuncios