Adolf Hitler pudo tener antepasados judíos según los analisis de ADN de sus familiares


Un estudio de ADN realizado a 39 familiares del dictador nazi Adolf Hitler ha demostrado que sus ancestros biológicos pudieron ser muy probablemente lo que él consideraba “infrahumanos” como son africanos y judíos. Jean Paul Mulders, periodista belga, y Marc Vermeeren, historiador, rastrearon los orígenes de Hitler, entre los que se encontraba un campesino austriaco que fue su primo, durante los últimos seis meses.

Adolf Hitler pudo tener descendencia judia según los analisis de ADN de sus familiares

En sus investigaciones hallaron un cromosoma llamado Haplogrupo E1B1B1, que es muy poco frecuente en Europa Occidental, y se encuentra muy comúnmente en los bereberes de Marruercos, Argelia y Túnez, así como entre los Judios Ashkenazi y serfardí. “A partir de este postulado se puede decir que Hitler estaba relacionado con personas que el mismo despreciaba” señalo Mulders en la revista belga Knack.

El Haplogrupo E1B1B1, representa aproximadamente el 18-20% de los Ashkenazi y el 8,6-30% de los cromosomas sefardíes, siendo considerados uno de los principales linajes de la población judía. “The Knack” responsable del reportaje confirma que los análisis de ADN se realizaron bajo estrictas medidas rigurosas de laboratorio. “El asunto es sorprendente su lo comparas con la concepción del mundo nazi, basado en la sangre y la raza como eje central” expreso Ronny Decorte, especialista en genética de la Universidad Católica de Lovaina.

Además, no es la primera vez que se esgrime que Hitler era judío. Su padre Alois, se cree que fue el hijo ilegitimo de una criada llamada María Schickelgruber de 19 años de edad y de un hombre judío llamado Frankenberger, lo que para muchos podría ser el origen de su odio por esa raza, un odio personal y no justificado en la filosofía que intento inculcar durante su dictadura.

Anuncios