La NASA se desmarca del presunto descubrimiento de vida alienigena por un científico


La Agencia Espacial Estadounidense (NASA) se desmarcó  del estudio realizado por uno de sus científicos que asegura haber encontrado evidencias fósiles de bacterias en una extraña clase de meteoritos. El director científico del consejo de la misión científica de la NASA en Washington, Paul Hertz, señaló en un comunicado  que la agencia espacial no puede apoyar la investigación hasta que sea confirmada por otros científicos.

Bactería fosilizada. Foto WIKIMEDIA COMMONS

“Si bien valoramos el libre intercambio de ideas, datos e información como parte de la investigación científica y técnica, la NASA no puede apoyar una afirmación científica a menos que haya sido revisada por sus colegas y profundamente examinada por otros expertos calificados”, señaló Hertz. El doctor Richard B. Hoover, del Centro Espacial Marshall de la agencia espacial estadounidense (NASA) publicó en la revista Journal of Cosmology las conclusiones de más de una década de estudio.
Hoover investigó los meteoritos CI1, de los que apenas existen nueve en la Tierra, en los que asegura que ha encontrado evidencias fósiles de bacterias similares a las conocidas en la Tierra y rastros de microorganismos totalmente desconocidos. En previsión de la polémica que podría generar este descubrimiento, el doctor Rudy Schild, del Centro Astrofísico Harvard-Smithsonian y editor del Journal of Cosmology, invitó a miembros de la comunidad científica a comentar el artículo de Hoover.

“Dada la controvertida naturaleza del descubrimiento, hemos invitado a 100 expertos y lanzamos una invitación adicional a más de 5.000 científicos para que revisen el artículo y ofrezcan sus análisis críticos”, escribió Schild en la página web de la revista de Cosmología. Schild afirmó que la intención de la revista es agregar al artículo de Hoover los comentarios remitidos por otros científicos tanto a favor como en contra.

Según el Journal of Cosmology, “los cuidadosos análisis del doctor Hoover aportan evidencia definitiva de vida microbiana antigua en cuerpos astrales, alguna de la cual podría ser anterior al origen de la Tierra y del sistema solar”. El director científico del consejo de la misión científica de la NASA señaló que este documento fue presentado en 2007 a la revista International Journal of Astrobiology, sin embargo, “el proceso de revisión no se ha completado”.

La NASA indica que estaba al tanto de la reciente presentación del documento de Hoover en el Journal of Cosmology y remite al autor para cualquier consulta adicional sobre el estudio. De momento las primeras opiniones publicadas en la revista son favorables, como la del el profesor Carl Gibson del Centro de Astrofísica y Ciencias del Espacio del Instituto Scripps y de la Universidad de California en San Diego. “El doctor Hoover ha dado al mundo pruebas para respaldar las afirmaciones extraordinarias. Este descubrimiento cambia por completo nuestra perspectiva de la naturaleza de la vida y nuestro lugar en el Universo. El mundo nunca será el mismo”, indicó.

También recibió el apoyo de la directora del Centro de Astrobiología de la Universidad de Cardiff (Inglaterra), Chandra Wickramasinghe.

“Creemos que las evidencias de Hoover, junto con otros hallazgos y recientes estudios genéticos, indican que la vida tiene una ascendencia genética que va más de 10.000 millones de años atrás en el tiempo”, dijo Wickramasinghe, que señaló que “algunas de estas formas de vida llegaron a la Tierra en los cometas”. EFE

Fuente: Publimetro

Anuncios